Perros y drogas


El otro día charlando con varios amigos surgió una pregunta: ¿Cómo se entrena a un perro de la policía que busca drogas?

FOTO: Larepublica.pe

¿Se les dan drogas para que se vuelvan adictos? ¿Sí o no? Es una creencia muy generalizada que sí. Me recuerda al capítulo de “Padre de familia” en el que Brian se vuelve adicto cuando le “fichan” para trabajar de perro antidroga en el aeropuerto.

Ya os aviso: No es fácil encontrar una buena/fiable respuesta a esta última pregunta. Lo que sí he podido encontrar es este ranking de perros antidroga. Se titula: “Los cinco perros con el mejor olfato para la coca”. Buenísimo. Cuenta cosas como ésta:

“Dino fue el perro que más destacó en su tarea durante el 2010, año en el que logró su mayor incautación. Este pastor alemán de color amarillo y negro encontró 20 kilos de cocaína encaletada en la carpa de un camión de estacas abandonado en un parqueadero”.

Aquí hay tomate. Vamos a ello.

Primera respuesta: No toman drogas

Según los expertos en adiestramiento a los que he podido leer, al perro anti-narcóticos “no se le da droga”.  Me gusta como lo explica en su blog “Pluma mutante”. Él nos habla de este perro.

Teo (este perro antinarcóticos de la foto) no trabaja, juega. El aeropuerto guayaquileño es, para él, un gigantesco parque de diversiones. Su guía simula lanzar una pelotita de tenis y él la busca. La busca con energía pueril. Cuando encuentra droga, se sienta. Así de sencillo. Luego, su entrenador vuelve a fingir sacar la pelotita, pero, esta vez, de la maleta o del objeto donde Teo haya encontrado la droga. Teo agarra con su hocico la pelota, y se larga. Él no busca droga, él busca su mugriento juguete esférico. Eso desmiente lo que todos, por lo menos una vez en nuestras vidas, hemos pensado: que los perros antinarcóticos son más grifos que Bob Marley. 

Lo que yo me pregunto es por qué el comportamiento del perro es casi obsesivo en busca de su presa (maleta, droga, explosivo)  ¿cómo se consigue?

BOLA EXTRA de HORARIOS: un perro de este tipo trabaja un periodo de 4 horas 2 veces al día con 3 horas de descanso. Los perros anti-narcóticos suelen trabajar unos 10 años. Una vez retirados, pueden vivir con personas que los quieran adoptar. 

Según he leído, la educación de uno de estos perros se consigue con juegos y cebos. Lo explican muy bien en este reportaje con los perros del aeropuerto de Barajas que hizo Telemadrid. La búsqueda de la maleta con droga se hace por medio de la repetición de un juego que tiene como premio una recompensa.

Pavlov en estado puro, ¿¿no??

Según he leído, estos perros-policía se seleccionan entre los cachorros más competitivos de una camada. Se suele elegir al que más le guste -por ejemplo- buscar una pelota de forma repetitiva. Dicen que, como primera prueba, “hay que conseguir que traiga lo que le lanzamos por lo menos 20 veces seguidas”.

Se suelen usar las siguientes razas:

  • labrador
  • golden retriever
  • french poodle
  • doberman
  • malinois
  • pastor alemán
  • pastor belga malinois
  • American pit bull terrier

Al perro, primero, se le educa  en lo que se llama “obediencia basica” (sentado, echado, quieto, acudir, andar…) y ya después viene el juego de la famosa pelota que se potencia con premios cuando el perro está pendiente de su guía, o cuando consigue cumplir su “misión”. Es igual que educar a un perro. Quien tiene o ha tenido perro sabe que es verdad: no hay mayor placer que ver como el perro atiende, espera tu gesto y te hace caso. Se consigue con práctica.

Así que, según cuenta la Policía y la Guardia Civil, el perro se “educa” sin darle ningún tipo de sustancias. ¿No? Pero…

¿Y si no fuera “exactamente” cierto?

Quizás no se cuente toda la verdad sobre este asunto porque sea “políticamente incorrecto”. Quizás no nos guste saberlo aquí en la vieja Europa o quizás no se hable mucho de ello para no levantar protestas. Leo en muchos foros que aquí en Europa es difícil que un adiestrador te hable del uso de sustancias pero que en América todos lo reconocen.

No sé. El caso es que es verdad que  la mayoría de fuentes a las que he acudido niegan esta práctica y a la misma vez  que encuentro, en muchos foros a los que he acudido, versiones muy diferentes.

He leído que lo que no se suele contar es que, una vez el perro tiene fijación por la  pelota, a ésta se le añaden “olores artificiales” de:

  •  cocaína
  • heroína
  • marihuana
  • o cualquier droga que se quiera buscar

Ojo: siempre se habla de “olores”. Nunca de drogas. Según estos expertos en adiestramiento “nunca se usan drogas reales”. Dando credibilidad a esto de los olores artificiales también se entiende aún mejor que el perro sepa buscar esos olores en concreto aparte del juego ¿no?

Fijaos en esta información que publicó el ABC en 2010.

Nos habla de un centro de adiestramiento canino en San Miguel de los Jagüeyes, a unos 60 kilómetros al norte de Ciudad de México. Nos describe con detalle el tipo de perros que tienen allí trabajando y, cuando nos hablan de su adiestramiento, podemos leer:

Entre los aromas con los que se les familiariza están los de distintos estupefacientes (cocaína, heroína, marihuana), dólares, varias clases de explosivos y diversas condiciones de cadáveres (fresco, putrefacto y ahogado).

¿Cómo se les “familiariza” con esos olores?  Nos lo cuenta:

Los cachorros son entrenados primero a través del juego cuando cuentan unos pocos meses, con pelotas y juguetes impregnados de diferentes aromas; su preferencia por uno u otro determinará el adiestramiento que recibirán.

Es decir, lo del juego pero CON AROMAS. Y, como veo que se habla tan francamente de este asunto, lo doy por cierto, aunque aquí no se hable mucho de ello.

¿Quien nos garantiza qué son esos EXACTAMENTE esos “aromas”? De “impregnar con aromas” a impregnar con drogas hay un paso muy corto que espero nadie lleve a cabo.

Los perros son seres bondadosos que no se merecen muchas de las perrerías que algunos humanos les hacen.

Cierro por esta noche con un pensamiento: Ojalá nadie use drogas con estos perros. No acuso a nadie.

Yo sólo he recogido varias versiones de este asunto para este post.

¿Con cual os quedáis?

El dichoso cartel


A mí me gusta. Ni me pagan por decirlo, ni gano nada por ello. No estoy en el negocio del arte, ni en el del diseño. Simplemente, como un ciudadano más, lo vi y me gustó.

Mi opinión, simplemente, es una más. No repruebo a los que lo han criticado tildándolo de basura o de ridículo. La opinión es -espero- como el corazón: todos tenemos una.

Sin embargo, nunca he entendido esa cainita y española (sic) costumbre de criticar todo. De hecho, quizás vaya a defender el diseño del cartel con este post por eso. Y ojo: no me molesta la gente que cree saber mucho de casi todo y opina en consecuencia. Es bastante probable que yo sea uno de ellos.

Lo que sí que me indigna es esa gente que va a hacer daño con su crítica. Ve el cartel, comprueba que el autor no es un amigo o conocido al que pueda proponer algún negocio y se lanza a una virulenta campaña online y offline para denostarlo y hacerle ver a todo el mundo lo malo que es. El mundo ya es bastante jodido para que haya gente, autoproclamados gurús de la nueva tribu, esa que llaman el 2.0, cuyo único trabajo sea decir lo bueno que es lo suyo y lo malo que es lo de los demás. Es muy triste ver cada noche como vuelan las puñaladas entre deteminadas personas que parecen haber nacido en una guerra permanente. ¿De verdad merece la pena?

Sobre el cartel: No tenía el gusto de conocer al autor. Me presentó a Severo Almansa el ciezano Pepe Lucas en Fitur y estuvimos hablando de lo que había creado. Me pareció un tipo amable e inteligente que había diseñado un cartel majo y sin más pretensiones que ser distinto a lo de otros años. Me dijo que su simpleza sirve para resaltar esas pequeñas figuritas de barro “naif” (fue la palabra que usó) que, como mandaba la tradición, muchas de nuestras abuelas huertanas tenían en sus casas de Murcia. Yo recuerdo haber visto alguna en casa de mi abuela Ana. Las repartían en las fiestas y en muchas ocasiones se cocían y decoraban en las propias casas para hacer humildes regalos.

A mí me enterneció la idea. Posiblemente porque todavía recuerdo con mucho cariño a mi abuelita recientemente fallecida y cómo hacía de cualquier objeto -una estampita, un muñeco, un trozo de madera…- un pequeño tesoro. Posiblemente ese cartel resuma esa forma de vida humilde de miles de murcianos de toda la vida. Yo que sé.

Me gustó. Y como ésta es simplemente una opinión, aquí la dejo escrita con todo el respeto a las vuestras. Como debe ser.

Ozymandias


Acabo de ver “A Roma con amor” de Woody Allen. Ya os dije en un post antiguo que Roma es una de las ciudades en las que viviría sin dudarlo. Sin embargo, hoy no quiero hablar de Roma sino del término “Ozymandias Melancholia” que se usa varias veces en la peli. En esta escena lo podéis escuchar en la voz de Alec Baldwin.  (no lo encuentro en castellano)
La frase textual que usa el actor es “Todas esas ruinas me deprimen, me hacen caer en una Ozymandias Melancholia.”
El término también lo usa en la peli Stardust Memories (Que se llamó en España  “Recuerdos”) lo podeis ver en el minuto 1:40, aunque para entender algo es mejor verlo al menos 30 segundos antes.
Tras ver ambas escenas, no me quedó claro qué quería decir. La necesidad de escribir esta entrada del blog rebotaba en mi cabeza. Pero antes de saber de donde venía el término tenía que aclarar algo. ¿Por qué tras escucharlo sentí una sensación extraña? ¿Por qué pensé que ya lo había leído/oído en algún sitio? … Ozymandias… mmmmmm… ¡Claro!
¡Es uno de los Watchmen! Y no uno cualquiera: Según nos recuerda este fantástico post de Labutaca.net ,es “el hombre más inteligente del mundo. Posee, además, una increíble desenvoltura atlética y la capacidad de resultar encantador a todo el mundo.”
Ozymandias no es un nombre casual que utiliza Alan Moore para este superhéroe de sus Watchmen. Era uno de los nombres con los que se denominaba al faraón egipcio Ramsés II.
Según leo en la wikipedia:
“El apodo Ozymandias viene de una transliteración griega de Ramsés: “User-maat-re Setep-en-re”
Aunque me pide el cuerpo que hablemos un rato más de los egipcios creo que está claro que no tenemos espacio/tiempo en este post para hablar sobre el bueno de Ramses segundo.  Os recuerdo que todavía no hemos descubierto porqué se dice lo de “ozymandias melancolía”. Sigamos el hilo que nos ha dejado Woody Allen. Volvamos a Ramses/Ozymandias.
Hay una estatua en el Museo británico en la que se puede leer el siguiente mensaje:
“Rey de reyes soy yo, Osymandias. Si alguien quiere saber cuán grande soy y donde yazco, que supere alguna de mis obras”
Una bravata de proporciones piramidales de quien fue uno de los grandes gobernantes de la historia. Parece que el mismísimo Napoleón se obsesionó con esa frase y con la estatua e intentó conseguirla para su Francia imperial sin éxito. Esta es la mole en cuestión.
Los ingleses fueron más listos y contactaron con un “Indiana Jones” italiano llamado Giovanni Belzoni para conseguirla. Como veis, su aspecto no es el de Harrison Ford, pero básicamente se dedicaban a lo mismo: destruir templos milenarios de países del tercer mundo para que el primer mundo pudiera lucrarse con el turismo arqueológico. Lo de siempre.
A través de nuestro Indiana con turbante, “adquirieron” en 1821 para la sala 4 del British Museum esta maravilla del arte egipcio con sus 7 toneladas y con su inscripción ramsesiana. En su etiqueta se puede leer esto:
“Colossal bust of Ramsete II, the “Younger Memnon”. 19th Dynasty, about 1250 BC. One of the largest pieces of Egyptian sculpture in the British Museum. Weighing 7.25 tons, this fragment of his statue was cut from a single block of two-coloured granite. He is shown wearing the nemes head-dress surmounted by a cobra diadem.”
Sigamos. Su llegada a Londres fue precedida por cientos de páginas de periódico y se convirtió en un acontecimiento británico. Miles de personas la vieron y otras miles supieron de su llegada por las noticias. Y atención, que ya vamos llegando al término “Osymandias”. Una de las personas que la vió o supo de esta efigie y su inscripción fue el escritor Percy B. Shelley, el marido de la creadora de Frankenstein. ¡Tachaaaan!
Y llegamos al término “Ozymandias melancolia”.
Nuestro amigo Percy era un gran escritor romantico. Le interesaba la historia y lo trágico; las derrotas y los caídos… Le gustaba evadirse y posiblemente lo hizo ante la efigie del gran Ramsés. Reflexionó durante horas en un gran poder tan arrogante -el de Ramses II- que se creyó mejor que todos para siempre. Pronto se dio cuenta de que ahora, miles de años después, sólo era una roca tallada sin voz ni voto en el presente. Ese pensamiento le hizo reflexionar: la decadencia es inevitable hasta para los que fueron los más poderosos en su tiempo. Y esa reflexión le hizo escribir este poema:
Ozymandias
Conocí a un viajero de un antiguo país
que dijo: «dos enormes piernas de piedra
se yerguen sin su tronco en el desierto;
junto a ellas, en la arena, semihundido
descansa un rostro hecho pedazos, cuyo ceño fruncido
y mueca en la boca, y desdén de frío dominio,
cuentan que su escultor comprendió bien esas pasiones
que todavía sobreviven, grabadas en la piedra inerte,
a la mano que se mofó de ellas y al corazón que las alimentó.
Y en el pedestal se leen estas palabras:
“Mi nombre es Ozymandias, rey de reyes:
¡Contemplad mis obras, oh poderosos, y desesperad!”
No queda nada a su lado. Alrededor de las ruinas
de ese colosal naufragio, infinitas y desnudas
se extienden las solitarias y llanas arenas.
Da igual lo grande que sea alguien en un momento dado, con el tiempo pasará y se convertirá en algo decadente y abandonado. Shelley nos advirtió de la inutilidad de lo que hacemos en la vida… las cosas que parecen importantes en realidad no lo son con el paso del tiempo.
¿Al pensar en esto no sentís ahora un poco de vértigo? ¿tal vez una sensación de inexistencia? ¿tristeza? ¿desazón? Ahí lo tenéis: con todos ustedes la melancolía de Ozymandias.

50 surrealismos de Dalí


Acabo de volver de Madrid donde he tenido el privilegio de ver gran parte de la obra de Salvador Felipe Jacinto Dalí i Domènech.

En un ataque de surrealismo internauta me he lanzado a recopilar esta colección de anécdotas. Quizás no todas sean verdaderas pero… ¿eso importa?

“Que no conozca el significado de mi arte, no significa que no lo tenga.”

1. Creía ser la copia de su hermano muerto 9 meses antes de que él naciera.

Una foto  nada surrealista de Dalí, de niño.

2. Al conocer a Dennis Gabor, inventor del holograma, Dalí le dijo: “Me gustaría hacer un holograma de Gala, romperlo en mil pedazos y comérmelo para sentirme lleno de ella, como en la comunión”.

Dalí también se habria merendado el holograma de Leia. Seguro.

3. Su bigote era copiado. Lo llevó Velazquez -su gran ídolo- y lo llevaba el hombre en un retrato que había colgado en el salón de su casa, Josep Margarit, un militar catalán.

Josep de Margarit i de Biure (La Bisbal del Ampurdán, 1602 – Perpiñán, 1685) militar, jefe de las milicias de la Generalitat, opositor a Felipe IV y jefe de “los migueletes”

Al parecer, por los videos de la época, le encantaba jugar con él. Aqui un gif muy divertido que -creo- le hubiera gustado si existieran los gifs en su época.

4. Dalí fue expulsado de la Academia de Bellas Artes en 1926 por afirmar que “no había nadie en ésta en condiciones de examinarlo.”

Me pregunto si hoy esta obra habría sido criticada. ¿Qué pensáis?

5. Su padre los desheredó tras dibujar un Sagrado Corazón de Jesucristo donde se leía “En ocasiones, escupo en el retrato de mi madre para entretenerme.”

Este es el cuadro en cuestión aunque parece que la inscripción ha sido “borrada” por el paso del tiempo

6. Envió a su padre un preservativo usado con su propio semen en su interior y con un mensaje: “Toma. ¡Ya no te debo nada!.”

7. En Nueva York, apareció en un baile en su honor llevando una caja de cristal colgada sobre el pecho con un sujetador dentro. Era fan de las prendas estrambóticas. En la exposición de Madrid está su famosa “chaqueta afrodisiaca”

8. Uno de sus cuadros más famosos es “La persistencia de la Memoria” (actualmente en Madrid) y es propiedad del Museo de Arte Moderno de Nueva York. Pagaron por él 400 dólares.

Un cuadro infinitas veces copiado u “homenajeado”. Por ejemplo en los simpsons.

9. En Paris visitó una casa para enfermos mentales. El director se los iba mostrando. Abría la puerta de una celda y decía: – “Este es Napoleón. -“Poco interesante”. Comentó Dalí. Y así uno tras otro. Ninguno le interesaba. Hasta que al fin, al abrirse la puerta de una celda, vio un rostro prodigiosamente desorbitado, con los ojos saltones y el cabello en desorden genial. Y exclamó: -“¡Éste! ¡Éste! Este es un loco genial Se le nota enseguida.  El director le dijo: “Pero señor Dalí, aquí no hay nadie. Observe usted que está ante el espejo de un armario….”

10. Alejandro Jodorowsky cuenta que cuando preparaba el reparto de la película Dune, basada en la novela de Frank Herbert (un proyecto que no se pudo realizar), Salvador Dalí me sometió a una prueba para interpretar al demente Emperador de la Galaxia. Le dijo: “Quiero ser el actor mejor pagado del mundo: 100.000 dólares la hora”.

Cartel de la peli que nunca fue. Una pena.

11. Sobre su fama, dejó dos frases que le gustarán a los publicistas: “Lo importante es que hablen de ti, aunque sea bien” y “El que quiere interesar a los demás tiene que provocarlos.”

12. Usó muchos nombres para llamar a su esposa Gala. Enumerados por él mismo en una ocasión son “Galuska, Gradiva, Oliva, Oliveta, Oliueta, Oriueta, Buribeta, Buriueteta, Siliueta, Solibubuleta, Oliburibuleta, Ciueta, Liueta. También la llamo Lionette, porque cuando se enfada ruge como el león de la Metro-Goldwyn Mayer.”

13. En una conferencia auspiciada por el régimen de Franco dijo: “Picasso es pintor. Yo también. Picasso es español. Yo también. Picasso es comunista. Yo tampoco.” Y dejó clara su enemistad en otra de ellas cuando dijo “Sólo hay dos cosas malas que pueden pasarte en la vida, ser Pablo Picasso o no ser Salvador Dalí”

14. Dalí y Gala se disfrazaron en una fiesta del bebé Lindbergh y su secuestrador. Digamos que la broma no fue muy aceptada porque el tema todavía estaba fresco en EEUU.

15. La actriz francesa Madeleine Renaud le dijo al pintor en una fiesta:”Quiero que sepa que le admiro muchísimo y que no hay duda de que es usted un genio:” Él contestó: “Pienso como usted, señorita.”

16. En Londres, impartió una de sus conferencias vestido con un traje de buzo, un taco de billar y dos perros.

FOTO AUTÉNTICA DE LA CONFERENCIA: Al borde de la asfixia, Dalí exclamó: “Solo quería demostrar que estaba buceando en lo profundo de la mente humana”.

17. Fue uno de los invitados del famoso programa americano “What´s my line” en el que los invitados tienen que responder preguntas con SI o NO para que les descubran. El respondió a todas que si… mejor ver el video para entender el desastre.

18. André Breton y otros surrealistas le acusaron de haberse vendido al dinero. Por ejemplo, con el termino “Avida Dollars”.Lo utilizó para referirse a Dalí de forma despectiva. Lo hizo recolocando las letras de su nombre y apellido: Salvador Dalí era Avida Dollars, sediento de dinero. Dalí recogió el guante y creó una colección de joyas con ese nombre.

Broche de joyas inspirado en los labios de Mae West.

A pesar de las desavenencias entre ellos, impresiona ver al grupo completo de los surrealistas… Cuanto talento en esta foto. (y Dalí en medio)

19. Una de sus novelas trataba sobre “un salón de moda para automóviles.”

En su impresionante casa-museo-teatro de Figueras te encuentras uno de sus cádillacs.

20. Un fraile italiano llamado Gabriele Maria Berardi anunció haber realizado un exorcismo a Dalí en una visita de éste a Francia en 1947.

Este es el regalo que el fraile, al parecer, recibió de Dalí como recompensa.

21. Los almacenes Bonwit-Tellerle de Nueva York le encargaron diseñar su escaparate pero luego cambiaron el polémico diseño. Como protesta, lanzó una bañera contra el vidrio del escaparate. En esta entrevista le preguntan por lo ocurrido y él lo explica. (o al menos lo intenta)

22. Diseñó los oníricos decorados de “Recuerda” de Alfred Hitchcock y empezó una peli de dibujos animados con Walt Disney que está sin terminar.

Esta es la escena de la mítica Spellbound en la que, por cierto, se repite el corte de ojo buñueliano del perro andaluz.

Y esta es la obra inacabada de Disney.

23. Grabó un grotesco anuncio televisivo para la marca de chocolate Lanvin

24. Y en 1969, como muy bien explica este post, diseñó el logo de Chupa Chups.

25. Para su primer encuentro con Gala se puso al cuello un collar de perlas y en la oreja un geranio rojo. Se hirió al afeitarse la axila y se embadurnó el cuerpo con su propia sangre. Por último, se untó con una mezcla de cola de pescado, estiércol de cabra y aceite.

Fotografía sin datar de Salvador Dalí con Gala. FUNDACIÓ GALA-SALVADOR DALÍ

26. Para mantener sus bigotes rígidos, durante un tiempo, se echaba mermelada de dátil con la que atraer a las moscas. Pero sólo a las que consideraba “limpias, divertidas y vestidas por Balenciaga”, como explica en este video.

27. En muchos de sus discursos afirmaba que la estación de Perpignan era “el centro del universo”

El genio dijo: “La estación es el lugar de todas mis alucinaciones. Allí veo todo de nuevo claro. Y he descubierto el porqué: dentro de la deriva de los continentes, la estación es un momento telúrico de permanencia. Para mí es como un exorcismo”

28. Su último dibujo es de 1982. El rey le concedió un título de marqués y Dalí se lo agradeció con una pintura titulada “Cabeza de Europa”

29. Llegó en limousine a la puerta de una de sus exposiciones y al abrir la puerta del vehículo salieron del interior cientos de naranjas rodando por la calle.

30. Los relojes blandos de “La persistencia de la memoria” se los sugirió un pedazo de queso camembert expuesto al sol un día de verano.

31. Los elefantes de sus dibujos están inspirados por el que sujeta el obelisco de Bernini en la plaza de Minerva de Roma.

32. En Roma, por cierto, dio una conferencia de dos horas en latín inventando todas las palabras y sin saber hablarlo.

33. Dalí admitió muchas veces que casi nunca se bañaba. Para perfumarse contaba que sólo “apretaba el tallo de una flor sobre su cuello.”

34. Dalí le propuso a Warhol pintar un tríptico de tres mujeres que cambiaron la historia: Eva Braun, Clara Petacci y Evita Perón. El título iba a ser “Las superrrputas del siglo Equis Equis” Fue una pena que no se hiciera.

Está claro que, al menos, fueron buenos amigos.

35. A finales de los sesenta y setenta, Dalí se ponía a menudo un chaleco antibalas. Decía que como habían matado a Gandhi, a Kennedy y a Martin Luther King, el siguiente iba a ser él.

36. En su obra “el teléfono langosta” (también está ahora en Madrid) una placa señala que “Las langostas y los teléfonos tienen claras connotaciones sexuales para Dalí y de ahí él extraía una analogía entre la comida y el sexo”.

37. Sentía un odio incomprensible hacia los ciegos que “pedían paso en la calle”. Es difícil de explicar, pero él lo explica -más o menos- en este video.

38. Diseñó la falla de la comisión de El Foc de 1954 en Valencia, donde se representaba una corrida de toros surrealista. El mundo fallero la criticó. Las fiestas populares suelen ser refractarias a los cambios bruscos. Es algo muy español, si señor. Esta era la falla en cuestión. A mi no me parece tan grave el asunto.

39. En 1950 diseñó un “vestido para el año 2045” en colaboración con Christian Dior. También lo podéis ver en la exposición de Madrid.

40. Para una entrevista con NYT The New York Dalí recibió al periodista “tocado con un gorro frigio del que pendía una pequeña lámpara y sentado sobre una balanza que había hecho colocar sobre una mesa. Sobre la repisa de la chimenea de la habitación, puso varias barras de pan de dos metros de longitud y una gran bandera de color azul sobre la que había pintado en color negro una calavera, una llave, una hoja de árbol, un zapato de mujer y su nombre en grandes letras.”

¿POR QUÉ NO HAY FOTO DE ESTO?

41. George Orwell dijo sobre él: “Uno debería ser capaz de conservar en la cabeza simultáneamente las ideas de que Dalí era al mismo tiempo un excelente dibujante y un irritante ser humano. La una no invalida, o efectivamente, no afecta a la otra.”

Es fácil comprender que Dalí mostraba no dos sino miles de caras. Había un Dalí para cada momento y quienes le conocieron de cerca lo sabían.

42. Felicitó a Franco por sus acciones dirigidas a “limpiar España de fuerzas destructivas.”

43. Felicitó al dictador comunista rumano Nicolae Ceauşescu “por incluir un cetro entre sus atributos.”  El 3 de abril de 1974, el pintor  mandó un telegrama con este texto: “Aprecio profundamente su histórico acto de inaugurar el uso del cetro presidencial”. Lejos de entender el sentido irónico del texto, el diario oficial Scînteia lo reprodujo para todos en su edición del 4 de abril.

44. En una entrevista en “L’Express” en 1971 explica a qué nivel se coloca en la historia del arte. Su explicación es grandiosa y sólo al nivel de unos pocos.

“Lo dije y lo repito, considero que como pintor soy un artista mediocre. Mi mujer, Gala, me encuentra mucho más talento del que yo mismo me encuentro. Cuando me comparo con los grandes pintores del pasado, Vermeer, Velázquez, y hasta Gérard Dou, a quien acabo de descubrir en el Petit Palais, en la exposición del Siglo de Rembrandt, me considero una verdadera catástrofe artística. Pero sí, a la inversa, me comparo con mis contemporáneos, entonces, evidentemente, soy el mejor. No es que sea bueno. Pero los otros son tan malos que la comparación se revela imposible.”

45. En una fiesta en Nueva York disimuló un vibrador en una silla donde, sin saberlo, se sentó la cantante Cher, que se llevó un gran susto.

46. Guardaba todos los bolígrafos con los que firmaba sus autógrafos.

47. En una entrevista en el norteamericano “Tonight Show”, el artista apareció cargando con un rinoceronte de cuero, y dijo que sólo se sentaría allí y nunca en una silla. El artista tenía obsesión con este animal, algo que está muy bien reflejado en la cinta de Woody Allen “Midnight in Paris” donde un grandiosoA. Brody  interpreta a un Dalí que “ve un rinoceronte” (si os reísteis al ver esta escena, ahora os hará más gracia)

48. Durante 16 años hubo un cuadro suyo colgado en el comedor de la prisión de Rikers Island. Luego lo robaron de allí y se cree que fue destruido. Es este cuadro:

49. En 1949, Gala y él fueron recibidos por el Papa Pío XII, al que regalaron una telas con una imagen de Gala transmutada en virgen, inspirada en un cuadro de Piero della Francesca. ¿le gustarían al Papa las imágenes religiosas de Dalí?

y 50. (La he dejado la última porque es la que más he disfrutado) Cuando Dalí y Jean Cocteau visitaron el Museo del Prado le preguntaron a Jean Cocteau: “Si se hubiera quemado el Museo del Prado, ¿qué hubiera salvado usted?”. Cocteau respondió: “¡El fuego!.” A Dalí le hicieron la misma pregunta y dijo: “Dalí salvaría el aire, y específicamente el aire contenido en Las Meninas, de Velázquez, que es el aire de mejor calidad que existe!.”

Un personaje irrepetible en 50 trazos gruesos. Espero que os haya gustado.