La estación fantasma de Chamberí


-Qué capullos sois. ¡Que los fantasmas no existen! 

-Claro que existen… Lo que pasa es que te dan miedo

-Lo que pasa es que no existen.

-¿Qué te juegas a que nos encontramos alguno? 

-Lo que quieras. Mil pelas.

-Míralos, ahí están. 

Fragmento de ‘Barrio’ de Fernando León de Aranoa.

 BOLA EXTRA: la canción que suena al final de esta escena es del argelino Cheb Mami, se llama “Douha Alia”, y, no sé por qué, no puedo oírla sin emocionarme. 

Hoy os quería hablar de la estación fantasma de Chamberí y dedicarle este post al tuitero/bloguero de @secretosdemadrid que me hace -con su gran trabajo en twitter y en el blog– seguir en conexión con los secretos de la que ha sido, durante años, mi ciudad. Muchas gracias. 

Alguno os preguntaréis la razón de haber elegido este día. Según he leído en varias fuentes, la noche del 21 al 22 de mayo de 1966 se clausuró la histórica estación de la línea 1, una de las ocho primeras que se inauguraron cuando abrió el metro en 1919.

BOLA EXTRA: La razón del cierre de la estación no la busquéis en un programa de Iker Jiménez, que os veo venir. No había fantasmas allí, ni nada por el estilo, querido Iker.

El cierre fue, simplemente, la cercanía con las paradas de Bilbao e Iglesia. La empresa del metro decidió convertir las estaciones de 60 metros de larga a los 90 metros de longitud para que cupieran trenes de hasta seis vagones. 

El caso es que me parece una efemérides poco conocida a la que he llegado por casualidad mientras leía sobre la ocupación francesa de España… 

¿Cómo?

Igual que Britney os preguntaréis: ¿Qué tiene que ver una cosa con la otra?  Pues sí, amigos, sí tiene que ver. Aunque muchos penséis que el madrileño barrio de Chamberí es lo más castizo desde el famoso “tigre de Chamberí”…

 

… la realidad es que su nombre tiene más que ver con Napoleón y el paso de las tropas francesas por Madrid.

La zona donde está la estación, Chamberí, no se llamó así hasta la época en la que los franceses ‘invadieron’ Madrid.  Según muchos textos históricos el nombre se lo debemos a la ocupación de las tropas francesas de Napoleón en España. En la zona, que era residencial-industrial se colocó un estratégico destacamento militar que llamaron “Chambéry”, al parecer, en honor de la ciudad francesa del mismo nombre.

Estaba exactamente en el mismo lugar donde hoy está la plaza de Chamberí.

 

BOLA EXTRA: La historia cuenta que los mismísimos Daoíz y Velarde encabezaron una milicia formada por gente trabajadora del barrio que se enfrentó a los soldados franceses del Cuartel de Chambery  durante el famoso 2 de Mayo.

 

Así que ya sabemos por qué se llama Chamberí el barrio. Pero, si no se os ha olvidado, yo os iba a hablar de la estación fantasma de Chamberí. Para ello, os corto y pego el inicio de este repor de 2003 de El País que me ha gustado muchísimo.

“La historia se repite cada día en la línea 1 del metro. Cuando el tren recorre el tramo entre las estaciones de Iglesia y Bilbao, distantes apenas medio kilómetro, muchos viajeros se pegan a las ventanillas y plantan la cara en el cristal con las manos abiertas junto a la cabeza para evitar los reflejos. Y allí está: la estación fantasma de Chamberí. Testigo de los primeros años del suburbano madrileño, cerrada en 1966 y condenada desde entonces al olvido. La película dura sólo unos segundos y pronto se llega a la siguiente parada, aunque la imagen permanece en la retina”.

Tengo el recuerdo de niño de pasar con mi madre (trabajaba en un consultorio médico de Ríos Rosas) y hacer precisamente eso. La estación estuvo abandonada muchos (demasiados años) y fue pasto del vandalismo.

Foto de GORKA LEJARCEGI para El país.

Hay gente que me cuenta que entró y que, sólo con la luz de una linterna, el lugar no era apto para miedosos.

El tiempo se paralizó allí y el robín y la humedad hicieron el resto.

Algunas fotos que se podían tomar en su interior eran…

… de auténtica peli de terror.

En la escena que os he puesto al principio de la película ‘Barrio’ (grandísima cinta, por cierto) la estación que sale es la auténtica. El director consiguió rodar en su interior para mostrar esa visión casi onírica de los vagabundos de Madrid refugiándose -del frío y del calor- en la estación mientras los chavales los confunden con fantasmas.

BOLA EXTRA: Por si alguien quiere conocer más estaciones fantasma por todo el mundo, este post que enlazo está genial. Por supuesto, sale la de Chamberí. 

La buena noticia, para los que os hayáis quedado con ganas de conocer el interior de este lugar, es que… SE PUEDE VISITAR: se llama “Andén cero”. 

NOTA: Todas las fotos de la estación (antes y después de la remodelación) son de la web “Es Madrid”

“Andén Cero” tiene dos sedes: una, en la “nave de motores” en la calle Valderrribas, 49, y la otra, ésta, en la antigua estación de Chamberí, que ya, nunca más, se llamará “estación fantasma”.

3 comentarios en “La estación fantasma de Chamberí

  1. Muy bien, muy bien ilustrado muy bien contado…
    “Ambulatorio de Especialidades Hermanos Aznar, más conocido por Modesto Lafuente por estar en esa calle y sí, estaba entre Rio Rosas e Iglesias.

    Besicos

  2. q chulo! q recuerdos me trae la peli de Barrio, la b.s.o. de parte de mi adolescencia…jeje.. es un placer leer tu blog y aprender cosicas..
    un beso de la in.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s